Mi dorsal: 673 (y otras yerbas)

Hoy salí a correr con un cagaso terrible de que me duela la rodilla. Como no tenía mucho tiempo porque me había quedado bajando unas fotos a la compu, apenas llegué a Obras elongué y comencé a correr. Totalmente concentrada en «las nenas» me dejé llevar en medio del calor hacia los bosques, milagrosamente la nena derecha no se inmutó y la izquierda, como a veces, se quejó un poco. Así que mi alegría la verdad que era rotunda, supongo que entonces, el dolor, debió ser por el golpe del sábado, nada más.


Antes de esto, me había ido a anotar a Megatlón para la carrera de BMW, asique ya estoy oficialmente inscripta, con el número 673.


En realidad anoté también a Diego, que quiere comenzar su cumpleaños Nº 41 con esta carrerita, y a Lucio, con el dorsal Nº 675 para la categoría Kids que son 1600 mts. Parece que está super bien organizada, me entregaron un papel impreso con un momtón de recomendaciones, el plano del recorrido, los lugares de hidratación… un chiche! Vamos a ver como resulta en la realidá.

Otra cosa que me prometió Diego (mandada al frente) es que para el domingo va a bajar ese último kilito para pasar a las dos cifras, y de ahí seguir en la cuesta de bajada. Vamos a ver si se cumple o no.

Cosas Cholulas:

La semana pasada me lo crucé en el edificio en donde trabajo al Indio Cortinez, un grande indiscutible en las carreras. En Miramar no me había animado a hablarle, pero está vez, iba subiendo las escaleras y en el primer piso lo veo hablando con otra persona, asi que pensé seguir de largo. Pero justo se desocupó y me envalentoné, le dije «¡hola!», y nada, re macanudo, hablamos un poco, le conté con quien me entrenaba (el la conocía), me preguntó cuanto había hecho en Miramar y nos despedimos.

———————————————————————

La foto es de mis bosques, robada en flickr