¿Dónde estaban mis alas?

EL sábado nos fuimos a pasar el día a San Isidro, más exactamente al Molino, que Diego había arreglado con un compañero de running para ir a hacer kayak al río, asi que agarramos los bártulos y emprendimos el viaje para allá. El día estaba espectacular, asi que mientras Diego y Hugo Días se internaron en el río yo me quedé con Santi y Paula jugando en el pastito, de lo mas agradable estaba la mañana. Como no daban señales de vida los dos aventureros y ya eran los 12 y pico del mediodía, me fui a almorzar a la parrillita con los chicos. Tenía pensado salir a correr a la tarde, cuando lleguemos a casa, pero tenía mis cuádriceps del sport cycle a la miseria… asi que fue pasando la tarde, fui un rato al club minetras todos dormían la siesta y me nadé mis 10 largos, tomé sol y al final escuché a mi cuerpo y me quedé en casa, cené mi porción de hidrtaos de carbono, que en este caso fueron unos sorrentino de muzarella, jamón y albahaca muuy ricos, para salir temprano por la mañana.

Y fue una buena decisión, el domingo salí tipo diez de la mañana, había un fresco picantón, totalmente refrescante para los calores que venían haciendo, y me sentía como una hoja en blanco, liviana para dibujar mis kilómetros con alegría. La novedad de esta salida es que salí con música, me llevé un MP3 con algo de música que me fue poniendo Diego. Asi que comencé mi trote con Nelly Furtado acompasándolo.

Iba tranquila, mi meta era hacer los 5.2 tranqui y volver con mejor ritmo. Pero sin darme cuenta le empecé a meter pata y al final los hice en 28 min (la vez anterior habían sido 31 min) pegué la vuelta siguiendo con mi ritmo pero a los 40 min me pinché y la tentación de parar se apoderó de mi, corté por lo sano y bajé el ritmo, a pesar que justo estaba escuchando un tema de Jamiroquai de lo más movido, pero no era suficiente, asi que antes que parar preferí correr más suave. Y si que dió resultado! cuando llegué a mi meta me di cuenta que estaba bien, asi que seguí corriendo hasta la ex Escuela de mecánica de la Armada, en la Av Comodoro Rivadavia, mi reloj marcaba 1:03 hs y había hecho 11.5 km. Buenísimo. Crucé a la estación de servicios y me compré algo para tomar porque estaba muerta de sed, y me volví chocha para casa.

Hoy lunes, nuevamente amaneció fresco, me desperté a las 6:30 y después de clavarme dos tostadas con luleche (dulce de leche, pero Santi con su pronunciación le dice asi :o) comencé mi trote diario, el objetivo, mis 10.400 (por lo menos)

Me llevé el MP3 nuevamente, pero cuando iba llegando a Libertador me dí cuenta que le habían sacado las pilas, que mala leche, sin música esta vez. Arranqué donde siempre y ya no estaba como ayer, en “blanco”, se notaban los garabatos de ayer, pero seguí como si nada, tranquila, eso si, llegué a Sarmiento, mis 5.200, en 32 min (¿dije que iba tranquila?!) y pegué la vuelta comenzando a subir mi ritmo, cuando iba por los 40 min tuve que hacer uso de automotivación, porque a pesar de que estaba fresquito y no estaba cansada era como que mi cabeza me boicoteba, comencé a recordar la Crónica de Juan Craveri, de su reciente Ultraman, que luego de 433 kilómetros entre nado y bici, se hizo 84 km corriendo en 7:55, y dije —Anita, poné onda hermana! y venía con la cabeza en esto cuando de repente pasa lo impensable… segundos nada más y yo estoy volando hacia el piso! Si, me comí una raiz que no ví y aterricé en el piso a metros de la calle Pampa, por suerte eran recién las 8 de la mañana y no había demasiada gente, me paré y noté que me había golpeado la cadera derecha y las palmas de las manos las tenía todas raspadas. Pero lo que más me ardía era el corazoncito del papelón que me había mandado. Seguí corriendo como si nada pero ahí si, bajé el ritmo… continué corriendo suavamente y pasado unos minutos por suerte lo único que ardían eran las manos…

Llegué a mis 10.400 en 1:01. ¿Dónde estaban mis alas?

Anuncios

16 Responses to ¿Dónde estaban mis alas?

  1. merak says:

    … e ícaro cayó al asfalto.

    buena decisión la de bajar el ritmo, pero tienes que empezar a controlar tus ritmos si no quieres “petar” más veces.
    ah… no me parece que eso se garabatear… ese tiempo es de delineación pura.
    besos

  2. ag says:

    si, cayó y duro! hay!

    si, i now tengo que controlar mis ritmos, mis pulsaciones etc… lo tengo en la cabeza todo el tiempo. tengo que…

    gracias por ese “piropo” final (a mi me sonó asi!)

  3. ag says:

    ah! ¿que es petar?

  4. Alfonso says:

    Hola Ana, te devuelvo el comentario. Y si, yo soy el compañero de aventuras del ilustre Plum jajajaj

    Cuando decimos ‘petar’ nos referimos a quedarnos sin fuerzas, supongo que es lo mismo que cuando tu te refieres a ‘pinchar’.

    Saludos

  5. ag says:

    hola ALFONSO, gracias por la aclaración! es que con esto que hablamos español, hay veces tan cerca y otras tan lejos… :o)

  6. JOSE MANUEL says:

    jejejeje, perdona que me ría, pero es que me ha entrado la risa floja, jejejeje, caidas como esa he tenido yo unas pocas, y la cara de tonto que se te pone pensando en quien te ha visto… jejejeje

    Ya en serio, siempre hay que ir de menos a mas y quedarte con la sensación de “podía haberlo hecho mejor”, lo contrario es “petar”, exigirte mucho y quedarte sin fuerzas a la mitad, las sensaciones en este caso son abominables, por experiencia.

    Salud. PLUM

    PD.: lo de la albahaca suena bien…

  7. merak says:

    ellos te lo han explicado perfectamente… jajaja… morir en el intento jajaja.
    por cierto, cómo va el golpe? seguro que el que más duele es el del orgullo, que los demás también nos caemos jajaja

  8. Jesús says:

    Petar tiene miles de significados, o sea que quédate con el que prefieras 😉

    Me gusta una cosa, y es que en tu tierra también se practica una cosa a lo cual teníamos que estar todos obligados: “el dormir la siesta”.

  9. SlowPepe says:

    Uf! Qué buena sesión la primera, y qué constructiva (aterrizaje incluído) la segunda. Curioso lo de la música. Te recomiendo una entrada de Spanjaard al respecto, de hace 5 o 6 días. Yo necesito oír mis pasos, el ritmo de mi respiración,…y el tráfico.
    Un besito, supermamá.

  10. SlowPepe says:

    La entrada que te he recomendado está en http://corre-spanjaard.blogspot.com. Es del 7 de enero y se titula SOLEDAD (MP3 RUNNERS).

  11. ag says:

    PLUM, sos un malvado!!! jaja!!
    y siempre recuerdo tu frase, “de manos a mas” pero es que soy medio atolondrada…
    y te digo que sonaron espectaculares las albahacas!!!

    MERAK, en realidad por suerte el del orgullo ya sanó, solo me rio de pensarlo, lo que me quedó es un raspadura en la rodilla que no había visto en el momento un dolor (tipico de que me queda un moretón) en el muslo alto y un dedo lastimado…

    JESUS, la siesta es una costumbre que queda a los que venimos del interior, (el interior es toda la argentina que existe fuera de la Capital Federal!) y que hay veces que es fundamental!

    SLOW, sabés que yo en general salgo sin música, me gusta estar conectada con el exterior, pero Diego siempre me pincha ¿querés el emepetres? y bueno, le dije que si…
    guau! veo que justo entró yu segundo mensaje!!! gracias por el link!

  12. merak says:

    con respecto a lo del mp3, como se dice por aquí… cauno es cauno y k2 una piragüa. a me gusta cambiar la realidad y la música me ayuda a conseguirlo. creo inclusoq ue si no saliera con música, correr no me gustaría tanto. la música me ayuda a pensar y forma parte de mi vida, sería como salir a correr con una sola pierna. otra cosas sería salir a entrenar por algún lugar donde se oiga el mar o los pajaritos, pero por desgracia por donde entreno, mis apsos se cambian por los ruidos de los coches y mis latidos y respiraciones por los ladridos de los perros… aún así, aún corriendo escuchando pajaritos y mis pasos… terminaría llevando musica, la necesito demasiado.

  13. Jesús says:

    Dímelo a mí que si es fundamental la siesta ¿qué haría yo sin ella? Además son de pijama, orinal y padre nuestro que estás en los cielos.:-)

  14. ag says:

    MERAK, para mi la musica suele ser bastante fundamental, pero cuando voy a correr también aprovecho para pensar mucho, asi que como voy sumergida en mi mundo tampoco me resulta tan fundamental! y mirá que donde corro yo, por mas que son “bosques” están rodeadosd e calle por todos lados con autos que pasan a toda velocidad!

    JESUS, yo siesta con pijama si queno hago, sino no me levanto más!! jaaj!!

  15. JOSE MANUEL says:

    Como alguien dijo:
    “no llores que las lágrimas no te dejaran ver las estrellas”
    yo me digo:
    “no lleves MP3 que no te dejaran oir los sonidos que te rodean”
    Soy un amante de la música y empecé llevando MP3, pero el dia que lo dejé en casa, empecé a oir sonidos que nunaca los había escuchado antes, y ya no he vuelto a salir con MP3 🙂
    Salud. PLUM
    PD: algún dia contaré porque lo deje en casa…. (da para una entrada del blog, jejejeje)

  16. ag says:

    me suena, me suena esa frase…!

    si yo corriera como vos por el “monte”, hay si que ni lo dudo y ni a palos me llevo musica…

    Pero che, acá pasan todos y dejan incógnitas al por mayor, todavía estoy esperando que cuente RADIOHEAD lo que le pasó con el yoga y ahora vos me ponés otra ficha! no se vale!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: