Después del desayuno.

Salieron hacia el vestíbulo del hotel en esa mañana de silencios y miradas esquivas. La embargaba un dolor profundo. Acaba de decirle al hombre que amaba, que no podía estar mas con él. Todavía no sabía como había juntado fuerzas. Hace dos años que estaban juntos, dos años en los que fueron mas los días de ojos húmedos que de chispas de felicidad.
No había manera de intentar nada mas. Ella lo quería demasiado, lo adoraba, y en esta caduca relación, las cosas eran desiguales, y la sensación que siempre le quedaba era esa, que ella era la que amaba mas, y la hacía sentir triste. Sumado a las veces que había tenido que perdonarle ciertos deslices, no hacían mas que empeorar la situación.
Y en esa bella isla, de hablar pegadizo, comprendió que nunca iba a cambiar. Cuando le preguntaba porque necesitaba evadirse con otras mujeres, por mas que algunas eran relaciones platónicas de seducción y jugueteo, él nunca sabía que contestarle, evadía su mirada en gesto de culpa.
Miró sin ver el horizonte, la lejanía propiciaba cosas nuevas, que siempre cabía la posibilidad de que fueran buenas. Y tuvo ganas de sonreir.

(Posible continuación de la historia de Pablo er fransé)

Anuncios

9 Responses to Después del desayuno.

  1. Pablo says:

    ¡Me encanta tu punto de vista! No es el mío, pero por qué no… !

    De todas formas, mi idea era hacer en próximas entradas variaciones o interpretaciones o continuaciones sobre la misma historia, tal como has hecho tú… !!!! Incorporaré tu variación a las mías, al menos como referencia. ¡Gracias por seguirme el juego!

    • Es que me la dejaste picando ayer!! y mientras iba a buscar a mis hijos a la colonia penasaba que le había pasado a estos dos… ;o)

  2. Rafa says:

    Me encanta leer tu continuación al relato de Pablo.
    Personalmente, el hecho que se señala en el relato de Pablo “ella tiene más apetito que él”, me choca un poco con la continuación que propones… pero es apasionante, en definitiva.

    Esto muestra el poder de los blogs, nos hace a todos más creativos.

    Saludos!

    • Hola Rafa!

      Por eso tenia que poner que era algo que le molestaba hace rato el motivo de la ruptura, para que ella se sintiera mas como una liberación a pesar de que lo quisiera tanto a su chico!

      Pero bueno, son puntos de vista, creo que podria seguir de mil maneras la historia! beso!

  3. Percho says:

    ayyyy…¿por que ella lo amaba más? Cada uno quiere o ama a su manera, tengo entendido; después la redacción de los detalles de la justificación de su “infidelidad” es admirable.

  4. Bueno, ella sentia eso, que lo amaba mas. Creo (y aca va confesion) que a mi muchas veces me pasó al revés, de senir que algunas parejas, el otro “amaba mas”…

  5. le blonde says:

    Niña bonita, lo que le pone triste hay que dejarlo ir (siempre hay un brazo amigo 😉 cruzando la calle)

    C.

  6. Pingback: NEW SOLITUDE NEWS

  7. Carlos says:

    ¡Qué bonito y qué triste Ana!. Suerte de final.

    Un beso. 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: